Homilía de Arzobispo Gustavo a 1 de Julio Misa Conmemorativa de César Chávez

En el evangelio de hoy Jesús se encuentra con tres personas: un padre desesperado por salvar la vida de su hija, una mujer mayor con una enfermedad incurable y una niña pequeña moribunda. El evangelio muestra la autoridad de Jesús sobre la enfermedad y la muerte, así como la calidez y sensibilidad de su humanidad.

Cuando Jairo, un funcionario de la sinagoga, le suplica a Jesús que ayude a su hija moribunda, Jesús lo acompaña de inmediato a su casa. Como la enfermedad de la mujer mayor la hacía ritualmente impura, no se atreve a acercarse a Jesús directamente. Debido a su gran fe, ella simplemente toca el doblez de su prenda. ¡Quedasanada de inmediato! Jesús se detiene y tiene un encuentro breve,pero maravilloso, con la mujer que está temerosa y temblando. Afectuosamente la llama “hija” y reafirma su gran fe. Cuando llega la noticia de que la niña ya murió, Jesús va a verla de todos modos y le dice a Jairo: “No tengas miedo. Ten fe”. Jesús le dice suavemente a la niña: “levántate”. ¡Y ella se levanta de la muerte! Jesús, siempre sensible y compasivo, hace notar que ella tiene hambre.

El Libro de la Sabiduría nos recuerda que toda persona, sin excepción, es “imagen de Dios”. Como discípulos misioneros del Señor resucitado, debemos defender y proteger, nutrir y mejorar la vida de todos los que nos encontramos, en cada etapa de la vida y en todas sus circunstancias. Debemos ser sensibles y compasivos como el Buen Pastor. Debemos caminar en la fe, sin temor; confiar en el poder de Dios para sanar, reconciliar, hacer la paz, a pesar del caos, la división y el fanatismo en nuestra sociedad.

Nuestro fallecido Arzobispo Patricio Flores abandonó la escuela cuando era un niño para convertirse en trabajador agrícola migrante. Era muy conocido y amado por su apoyo a los trabajadores agrícolas y los derechos civiles de los mexicano-estadounidenses. También como trabajador migrante, César Chávez conocía íntimamente la vida y las luchas de sus compañeros de trabajo. Él dedicó valientemente su vida a mejorar la situación de ellos, viviendosu profunda fe católica con la oración, el ayuno, la peregrinación y la no violencia. Enfrentó muchos obstáculos en su trabajo por la justicia, pero caminó siempre con fe, sin miedo.

Estos son tiempos muy difíciles para los trabajadores agrícolasylos latinos, especialmente aquellos que buscan asilo para salvar a sus hijos de la violencia y las amenazas de muerte, aquellos que quieren dar a sus hijos una vida mejor, sin la carga abrumadora de la pobreza y la miseria. Las palabras de Jesús para todos nosotros en el evangelio son muy claras. Finalmente todos seremos juzgados en función de haber alimentado a los hambrientos, dado de beber a los sedientos, dado la bienvenida al extranjero, vestido a los desnudos, cuidado a los enfermos y visitado a los encarcelados. Honramos a César Chávez al imitar su compromiso y su trabajo fiel en nombre de los más vulnerables de entre nosotros.

Nuestra Señora de Guadalupe está siempre con nosotros como lo prometió. El Espíritu Santo nos dará sabiduría, prudencia y fortaleza para edificar el reino de Dios en medio de nosotros. ¡Ven, HolySpirit, Ven!

Homilía – 1 de julio de 2018 – Misa Conmemorativa de César Chávez

[pdf-embedder url=”http://www.satodayscatholic.org/wp-content/uploads/2018/07/WEB_180628-Commemorative-Mass-for-Cesar-Chavez-07.2018-from-LR-AO-trans.pdf” title=”WEB_180628 Commemorative Mass for Cesar Chavez 07.2018, from LR, AO trans”]

Today's Catholic Newspaper

Be an informed Catholic by subscribing to Today's Catholic Newspaper online! Save time by renewing or purchasing for yourself, friend, or family member. Click on the SUBSCRIBE button at the top of this page to find out more. #iamTodaysCatholic

Leave a Reply

Your email address will not be published.